Seleccionar página

Millones de personas quedaron impactados cuando se anunció el compromiso de la actriz estadounidense Meghan Markle con el príncipe Harry, sobre todo porque la llegada de la actriz rompía con muchos requisitos el protocolo real.

Hoy, a menos de dos años de esa unión matrimonial, la corona real enfrenta una verdadera crisis, por lo que muchos han señalado “la rebeldía” de la nueva pareja. Y no es para menos, de forma sorpresiva en una publicación en Instagram, Meghan y el Príncipe Harry dejaron claras sus intenciones de alejarse de la vida protocolaria de la corona y tener una vida más normal, entre territorio Británico y Canadá.

“Después de muchos meses de reflexión y discusiones internas, hemos elegido hacer una transición este año para comenzar a forjar un nuevo papel progresivo dentro de esta institución. Tenemos la intención de dar un paso atrás como miembros «mayores» de la Familia Real y trabajar para ser financieramente independientes, sin dejar de apoyar plenamente a Su Majestad la Reina. Es con su consentimiento, particularmente en los últimos años, que nos sentimos preparados para hacer este ajuste. Ahora planeamos equilibrar nuestro tiempo entre el Reino Unido y América del Norte, continuando, honrando nuestro deber hacia La Reina, la Commonwealth y nuestros patrocinios. Este equilibrio geográfico nos permitirá criar a nuestro hijo con una apreciación de la tradición real en la que nació, al tiempo que brinda a nuestra familia el espacio para centrarse en el próximo capítulo, incluido el lanzamiento de nuestra nueva entidad caritativa. Esperamos compartir los detalles completos de este emocionante próximo paso a su debido tiempo, mientras continuamos colaborando con Su Majestad la Reina, El Príncipe de Gales, El Duque de Cambridge y todas las partes relevantes. Hasta entonces, acepte nuestro más sincero agradecimiento por su continuo apoyo. ”- El duque y la duquesa de Sussex”, se lee en la publicación.

Harry se debate entre su abuela Isabel y los reclamos de su esposa Meghan

Una publicación de el diario el Clarin se lee que “Harry tiene su corazón partido por la crisis. Él adora a su abuela, la reina Isabel, y ella lo considera su nieto más frágil y a quien más protegió tras la muerte de su madre, la princesa Diana. Pero Meghan es quien quiere romper todo vínculo. Dijo a su marido en Navidad:” Esto no funciona más para mi”. Desde entonces, el comenzó a escribir a su padre, el príncipe Carlos, anunciándole cuando estaba toda la Familia real reunida en Sandringham, que querían “dar un paso al costado” y ser independientes”.

En la publicación aseguran que “El futuro rey le pidió su plan por escrito y apareció filtrado en The Sun. Esa fue la razón por la que los Sussex emitieron su explosivo comunicado anunciando que daban un paso al costado de la Familia real, sin consultarlo con ninguno de sus miembros. Antes le habían negado la audiencia con la reina que ella misma les había concedido. Los cortesanos temían que Harry podía convencerla de que jugara a su favor en la negociación”

La decisión de los Sussex dejó a la reina atónita, a su marido, el príncipe Felipe “furioso y lívido ante la falta de respeto” y a su padre y hermano “con un ataque de rabia”.

“Bullyn y rechazo” en contra de Meghan.

La noticia, ha dejado a millones de personas divididas, mientras unos apoyan a la Meghan y Harry otros los repudian, tal como se lee en varios medios, en donde algunos aseguran que la familia Real tiene miedo de que Meghan otorgue una entrevista a las cadenas norteamericanas, dentro de estas a Oprah, quién es su amiga y cuente todo, algo que puede sacudir la cuadrada monarquía de la reina y de la Familia Real.

“Meghan podría describir el bullyng, el aislamiento a las que la sometieron en sus 20 meses en el reino los otros miembros de la Familia real y el racismo que sufrió ante los cortesanos y los otros Royals. Una confesión que seria otra bomba neutrónica sobre la credibilidad de la monarquía británica. La ministra del interior británica Prity Patel, de origen asiático, previno que no han sufrido racismo esta mañana” se lee en la publicación del el Diario e Clarin.